Museo Militar de T.C. Marsh Preparatory Academy cumple 10 años

0

Stephanie Escobar era estudiante de Marsh Middle School cuando el Museo Militar de la escuela fue fundado por el cabo David Bates, ahora superintendente adjunto de Dallas ISD. En la actualidad, Escobar es instructora del Cuerpo de Cadetes de Liderazgo en la escuela ahora conocida como Marsh Preparatory Academy, y dirige el programa de cadetes y el museo, que recientemente cumplió su décimo aniversario.

“El museo militar es una extensión de nuestra clase”, dijo Escobar. “Los alumnos lo consideran un segundo hogar, un lugar donde aprenden sobre el ámbito militar y su terminología”. Aunque el museo no estuvo abierto tantos días este año escolar debido al covid, sí estuvo abierto para un evento del Día de los Veteranos en el que la comunidad pudo visitarlo.

“El museo en verdad reúne a todo el mundo a través del programa de Cuerpo de Cadetes de Liderazgo (LCC). El programa es un patrimonio”, dijo Escobar. Su hermano mayor, William Benítez, formó parte del programa, al igual que familiares de algunos de sus alumnos y compañeros de trabajo en Marsh. “El museo militar es un elemento básico para la comunidad. Reúne a personas de todos los ámbitos. Y nuestros estudiantes se enorgullecen de saber que tenemos algo tan bueno en Marsh. También tenemos estudiantes que actúan como conservadores de museo, asegurándose de que esté a la altura”.

Museo Militar de T.C.  Marsh Preparatory Academy cumple 10 años

En el museo se encuentran uniformes, fotografías, medallas y recuerdos que representan las experiencias militares de los veteranos de la comunidad de Dallas. “El museo está financiado al 100% por la comunidad. Nuestra propia cabo [Miriam] Gaytán, exinstructora de LCC en Marsh, donó su uniforme, y lo mismo hicieron otras personas de Dallas ISD. Es una colección de reliquias y recuerdos donados por la comunidad”.

Como estudiante de séptimo grado en Marsh, Escobar se unió al programa de cadetes, cuya misión es ayudar a los estudiantes a mejorar sus habilidades académicas, sociales, comunicativas y de liderazgo. Inspirada por algunas de las cosas que el cabo Bates enseñó a los cadetes sobre cómo convertirse en líderes y la importancia de tener disciplina e integridad, se convirtió en líder y dirigió a los cadetes en su competición nacional, donde obtuvieron el segundo puesto. En octavo grado, fue admitida como la primera mujer comandante del programa desde su fundación en 1999. Los cadetes ganaron el campeonato nacional ese año, recuperando un título que habían tenido años atrás.

“Volvimos de la competencia nacional de Kansas con ganas de hacer algo aún más grande y fue entonces cuando empezamos el museo militar. Pudimos hacerlo porque la comunidad contribuyó no sólo con artículos sino también con fondos. En un año pudimos recaudar cerca de $99.000, lo suficiente para que el museo pudiera abrir y operar. Todo empezó con una idea que se hizo realidad”.

Escobar se graduó de W.T. White High School y de la Universidad de Texas en Arlington, donde recibió un título en salud pública. Actualmente está inscrita en un programa de maestría en UT Arlington, estudiando trabajo social con un énfasis en la salud mental y uso de sustancias, mientras da clases en Marsh.

“Ser instructora del Cuerpo de Cadetes de Liderazgo es increíble porque siempre he querido ayudar a mi comunidad, y esta es la mejor manera de hacerlo. Sólo se necesita una persona que crea en un estudiante y marcar la diferencia en su vida. El cabo Bates y la cabo Gaytán creyeron en mí, y espero poder continuar ese legado”.

“El cuerpo cuenta con 162 estudiantes inscritos en el programa tras COVID y el próximo año planeamos tener más de 200 estudiantes. El plan es seguir creciendo y hacer cosas más grandes”. dijo Escobar.

Share.
The Hub

Connecting you to the personalities, places and perspectives of Dallas ISD

Exit mobile version