Estudiante de TAG de 12o grado, experto en tecnología, se convierte en aclamado codificador durante la preparatoria.

0

Gracias a que aprendió a programar y a que perfeccionó sus conocimientos de programación fuera de clase, Sam Hooper pudo dedicarse a su comunidad como líder, mentor y desarrollador de un software educativo, todo mientras estudiaba la preparatoria.

 A sus 18 años, el estudiante de 12o grado de School for the Talented and Gifted (TAG) da clases de programación a sus compañeros, ha desarrollado una aplicación que ayuda a los estudiantes de tercero a octavo grado a repasar conceptos matemáticos e incluso se ha convertido en un aclamado codificador, ganador por los últimos dos años del campeonato de informática estatal.

“Pude aprender muchas cosas que deseaba aprender y también llegué a enseñar buena parte de la clase”, dijo Sam. ” Creo que si no estuviera en este programa, nunca habría conocido la informática y jamás sabría que esto es lo que realmente quiero hacer”.

Estudiante de TAG de 12o grado, experto en tecnología, se convierte en aclamado codificador durante la preparatoria.

El año pasado, el Club de Informática TAG, el cual Sam encabeza como presidente, obtuvo el puntaje más alto en la competencia de programación de software (la porción de equipos), y Sam obtuvo el puntaje más alto en el examen escrito (la porción individual), en el campeonato estatal de UIL 2021. El equipo volvió a calificar para la ronda estatal este año y mandaron a cuatro representantes a competir en la Universidad de Texas en Austin el 7 de mayo. De nuevo, el club de TAG se llevó el oro tras ganar primer lugar en programación y Sam volvió a ganar primer lugar en el examen escrito. Dat Tran y Vedant Tapiavala, dos estudiantes de TAG empataron por el tercer lugar en la porción escrita.

“Los exámenes de la porción individual son escritos y revisados por profesionales, y Sam encontró un error en el examen de este año,” dijo Travis Burton, el maestro de informática de TAG y el entrenador del equipo. “Durante el proceso de verificación, él notó que los jueces se equivocaron al evaluar una pregunta y estaba convencido que tenía la respuesta correcta. Fue con los jueces a presentar su argumento, sacó un documento de varias páginas de código de Java y encontró dos líneas que demostraban que él estaba en lo correcto. Los directores hicieron la corrección y dijeron que estaban muy impresionados, no solo porque encontró el error, sino por cómo se dirigió a ellos con cortesía y respeto.”

Una pasión por compartir su conocimiento

Desde marzo, Sam ha estado trabajando para la agencia de tutoría Gideon Math and Reading en Garland, donde ayuda a estudiantes de preparatoria en álgebra, geometría y precálculo. Cuando no está trabajando o estudiando, prepara lecciones de informática para compartirlas con otros miembros del club de su escuela. Alrededor de 12 estudiantes se juntan cada martes en el salón de Burton, donde Sam da clases y les enseña nuevos conceptos y practican programación para prepararse para las competencias de UIL.

“Por lo regular, yo doy la instrucción durante el club, pero a veces tengo que estar fuera para hacer otras cosas,” dijo Burton. “Sam me dijo que él quería enseñar todas las lecciones, y como era el ganador estatal, le di chance. Creó varias buenas lecciones, hizo varios ejercicios de programación para sus compañeros y los mantuvo interesados mientras les enseñaba cosas útiles.”

TAG ofrece varias clases de informática Pre-AP y AP, entre ellas, la estructura de datos, aprendizaje independiente, programación de videojuegos y la electrónica de datos. La clase de informática Pre-AP, requisito para todos los estudiantes de noveno grado en TAG, despertó en Sam una pasión que lo hizo aprender más allá de escribir códigos complejos.

Al poco tiempo de tomar la clase de introducción, Sam empezó a aprender a programar por su cuenta. Como estudiante de 11o grado, codificó sus dos primeros programas personales: su propia versión de una aplicación de Minesweeper y un programa de ajedrez personalizable. Ya en el 12o grado, desarrolló, junto con su compañero Ayuj Verma, una aplicación de entrenamiento de habilidades matemáticas, la cual obtuvo el primer lugar en el Distrito 30 del Congreso de Texas del 2021 Congressional App Challenge.

La aplicación de Ayuj y Sam, conocida como Relearn, genera problemas matemáticos de 30 categorías diferentes con un nivel de dificultad de tercero a octavo grado, como sumas básicas, adición de fracciones, conversión de unidades, números mixtos, decimales y orden de operaciones, y mucho más. La aplicación que está diseñada para ayudar a los estudiantes a practicar las matemáticas de forma sencilla, ofrece la posibilidad de personalizar los contenidos en los que el estudiante quiere trabajar y ofrece estadísticas sobre su rendimiento. 

“En el futuro me gustaría ser un desarrollador de software y me encantaría dedicarme a la programación en una gran empresa de tecnología”, dijo Sam. ” Mientras estuve trabajando en Relearn, me di cuenta de que las posibilidades son infinitas y que un día podré crear un software que ayude a la gente a aprender cosas nuevas o a estudiar y practicar”.

 Para el otoño de 2022, Sam asistirá a la Universidad de Texas en Austin, en donde fue aceptado en el programa Turing Scholars para estudiantes universitarios destacados de informática.

Share.
Exit mobile version