Familia de Dallas ISD vive su pasión por ayudar a la comunidad

0

Michael Iwasko siempre ha admirado la pasión que su esposa Alicia siente por su trabajo con las familias de Dallas ISD, primero como maestra y ahora como directora de Annie Webb Blanton Elementary School. Por ello, cuando su hija cumplió 2 años, decidió dejar su trabajo en el mundo corporativo y buscar una manera de marcar la diferencia.

“Quería que mi hija [Nadezhda] me mirara con el mismo orgullo con el que ve el trabajo que hace mi esposa para hacer una diferencia en su escuela y en nuestra comunidad”, dijo Michael.

La familia fundó Elevate Coffee y trabaja con productores de café en Guatemala, de donde es originaria la familia de Michael, para crear pequeños lotes de café que a veces llevan el nombre de la finca en la que se cosechó. También se asoció con dos organizaciones sin fines de lucro en Guatemala que trabajan para proporcionar agua potable y suplementos nutricionales a niños de las regiones más pobres. Las últimas semanas, la familia, que ahora también incluye a León, de un año, ha pasado los fines de semana en Dallas Arboretum, Klyde Warren Park y otros lugares compartiendo Elevate Coffee y “Extract Hope”, el compromiso de la compañía de donar una cuarta parte de sus ganancias para ayudar a los niños de Guatemala y Dallas.

“El 50 por ciento de los niños en Guatemala sufren de malnutrición crónica y uno de cada 20 muere antes de los cuatro años debido a las bacterias en el agua”, dijo. “Mi hija podría haber vivido en esa situación”.

Desde 2019, entre ventas y donaciones directas, los Iwasko han proporcionado 431,600 galones de agua limpia para las comunidades de Guatemala.

“La empresa cafetera nos da la oportunidad de ayudar aquí y en Guatemala”, dijo Alicia.

Cuando Michael le presentó a Alicia la idea de dejar su trabajo y dirigir la empresa de café a tiempo completo, ella estuvo totalmente de acuerdo.

“Él me apoyó mientras trabajaba para convertirme en subdirectora y luego en directora”, dijo Alicia. “Sabía que yo lo apoyaría en su sueño de ayudar a la comunidad”.

Las contribuciones de los Iwasko a través de Elevate Coffee no se limitan a Guatemala. También contribuyen a causas locales y a Dallas ISD donando café gratis a las escuelas para reconocer a los maestros, además de a Blanton Elementary School, donde Nadezhda ahora asiste a prekínder.

Alicia, quien nació en México y asistió al séptimo grado en Houston, sabe de primera mano lo difícil que es para las familias llegar a fin de mes, por lo que ella y su esposo organizan eventos para recaudar fondos a través de Elevate Coffee para brindar un apoyo extra para las familias. Por ejemplo, este Día de Acción de Gracias, la empresa realizó una venta relámpago para recaudar fondos y comprar pavos para el famoso Turkey Run que organiza su escuela.

La carrera, organizada por el entrenador Freddie Harris, es una ayuda para las familias, de las cuales el 95.5 por ciento son de bajos ingresos, ya que se les proporciona un pavo a los estudiantes de cada grado que ganan la carrera el viernes antes de las vacaciones. Cuantos más pavos se donan, más pavos se van a casa, dijo Michael.

“Están muy orgullosos de poder llevarse el pavo a casa”, dijo Alicia. “Un año, nos donaron 90 pavos. Sé cómo se sienten al poder contribuir a una comida tan especial”.

Cuando vivía en Houston, ella y un primo participaron en un sorteo de pavo para el Día de Acción de Gracias en un supermercado cercano. Participaron con tantos boletos en el sorteo que ganaron un pavo y se lo llevaron a casa con orgullo.

Alicia, una educadora de tercera generación, regresó a Texas hace 13 años como maestra bilingüe a través del programa de Certificación Alternativa del distrito. Conoció a Michael hace 11 años cuando de repente se apareció en su fiesta de cumpleaños. Una vez que empezaron a salir, se dieron cuenta de que uno de los atributos que más valoraban el uno del otro era su pasión por ayudar y mejorar la vida de los demás. Con Elevate Coffee sienten esa pasión todos los días y les enseñan a sus hijos que es importante seguir sus sueños.

“¿Cómo podríamos enseñarles a seguir sus sueños si no lo estuviéramos haciendo nosotros mismos?”, dijo Michael. “Quería poder mirarlos y decirles que sigan sus sueños, que se apasionen por lo que hacen y sean el cambio que quieren ver en el mundo”.

Share.
The Hub

Connecting you to the personalities, places and perspectives of Dallas ISD

Exit mobile version